Imprimir

FRAMPTON Kenneth., “Adler y Sullivan: el Auditorium y el gran ascenso de 1886-1895” enHistoria crítica de la  Arquitectura Moderna. Gustavo Gili. Barcelona, 1987.  


Págs. 51-56. El Guaranty Building es Sullivan en el apogeo de sus dotes, y es sin duda alguna, la realización más plena de los principios que él señaló en su ensayo de 1896 The Tall Office Building Artistically Considered. Es un edificio de oficinas de trece plantas, Sullivan creó una estructura decorativa, en la que según sus propias palabras “el ornamento es aplicado en el sentido de ser intercalado o agregado… y sin embargo debería aparecer, una vez completado, como si gracias a la intervención de alguna agencia bienhechora, procediera de la misma sustancia del material”. La terracota ornamental envuelve el exterior en una filigrana opaca, cuyos motivos penetran incluso en la elaborada obra metálica del salón. Sólo las ventanas de la planta baja y las paredes de mármol quedaron exentos de este tratamiento intenso, por no decir delirante.


...Su famoso slogan –“la forma sigue a la función”- encontró su extensión definitiva en la cornisa cóncava del Guaranty Building, donde lo ornamental “fuerza vital” en la superficie de los parteluces se expande en remolinos alrededor de las ventanas del ático circular, reflejando metafóricamente el sistema mecánico del edificio, que para citar a Sullivan, “se completa así mismo y efectúa su gran giro, ascendiendo y descendiendo”. 


---


HITCHCOCK H.R., “El auge de la arquitectura comercial en Inglaterra y en América” en Arquitectura de los siglos XIX y XX. 


Págs. 350 El proceso de evolución técnica que va desde los talleres textiles ingleses de estructura de hierro fundido de la década de 1790 a los rascacielos americanos de estructura de acero de la de 1890, parece visto desde hoy, una trayectoria sencilla y evidente, pero la verdad es que toda una serie de retrasos y callejones sin salida hacen que la historia sea larga y compleja...


...La gran diferencia entre los talleres textiles ingleses de la década de 1790, en que aparece por primera vez la estructura metálica y el Guaranty Building de Búffalo, de Sullivan, construido un siglo después, está en que los ingleses representan simplemente técnico en materia de construcción pero sin pretensión arquitectónica alguna. Los talleres textiles, aunque no eran realmente obras anónimas, sí fueron más obra de mecánicos que de arquitectos; el rascacielos en cambio, es el monumento arquitectónico más importante del largo período de más de siglo y medio que abarca este libro, y la obra maestra de uno de los proyectistas mas grandes y originales en cuanto a creatividad que el siglo XIX y XX hayan producido....  Según Frank Lloyd Wright es el edificio en el que llegó de forma definitiva la "cristalización", la cual consistía en que el carácter de ornamentación alternaba entre hallarse orgánicamente libre y conformarse con el perfil de una geometría precisa. Así, se muestra predominantemente geométrico o bien, allí donde se presenta libre, estrictamente contenido dentro de una retícula geométrica.


---


CURTIS William. J. La arquitectura moderna desde 1900. Edit. Phaidon. Hong Kong, 2006. 3ª edición en español. 1ª edición 1986  


Págs.33-51 .“La industrialización y la ciudad. El rascacielos como tipo y símbolo”


Aparte de Root, Louis Sullivanera el más inclinado a la teoría de los arquitectos de Chicago, y en un ensayo publicado en 1896, titulado  ‘El edificio de oficinas en alturas desde el punto de vista artístico’, esbozó sus ideas sobre el rascacielos. Estas reflexiones se basaban en descubrimientos hechos en dos de sus edificios, el Wainwright en St. Louis (Missouri), de 1890-1891, y el Guaranty en Buffalo ( Nueva York),de 1894-1895 (ambos proyectados con Adler), y tenían el carácter de explicaciones a posteriori. Para Sullivan, el rascacielos era el producto inevitable de las fuerzas sociales y tecnológicas, un tipo verdaderamente nuevo en busca de su morfología apropiada. Armado con ideas derivadas de Viollet-le-Duc, Semper, Greenoughy otros, Sullivan solía observar la situación en términos ‘orgánicos’, lo que significaba que la función debía tener una identidad inherente y específica en lucha por lograr una expresión directa y honrada; describía los elementos del problema de un modo pragmático (una porción inferior para las tiendas y la entrada, una entreplanta, un apilamiento repetitivo de oficinas, un espacio para la maquinaria de los ascensores en lo alto, un núcleo para la circulación vertical y un entramado para la estructura) y decidió que esta disposición funcional conducía ‘naturalmente’ a un división tripartita de basamento, cuerpo intermedio y remate. Más allá de la función estaba la expresión, y Sullivan decidió que el rascacielos debería tener un énfasisvertical:


 Debemos ahora prestas atención a la voz imperativa de la emoción. Esta nos pregunta: ¿Cual es la característica principal del edificio de oficinas en altura? E inmediatamente respondemos: es elevado. [...] Debe ser alto, hasta la última pulgada debe ser alto. La fuerza y el poder de la altura deben existir en él; la gloria y el orgullo de la exaltación deben existir en él. Debe ser todo é una cosa orgullosa que se eleva, que se alza en el más puro regocijo de ser de abajo arriba una unidad si una sola línea disidente [...].


...El edificio Guaranty,proyectado por Sullivan y Adler, y construido entre 1894 y 1895, pertenecía a una línea de investigación paralela pero ligeramente distinta, pues usaba arcos. El almacén Walker, de 1889, era una de las formulaciones más claras del tema, pero este se uso de un modo más ‘elástico’ en el edificio Schiller, de 1892, y con más pompas en la sede de la bolsa de comercio, de 1893. En la última instancia, estas soluciones estaban obsesionadas con la imagen paradigmática de los almacenes Marshall Field de Richardson, pero con la importante diferencia de que simbolizaban y expresaban la naturaleza esquelética de la nueva construcción con acero, si bien por medio de un revestimiento de albañilería o un ornamento cerámico. El Guaranty concedía mucha importancia a la transparencia de la planta inferior y a la naturaleza aislada de las columnas portantes, que era cilíndricas y asumían un carácter verdaderamente antropomórfico. El ornamento vegetal y los redondeles perforados en la cúspide de cada vano enfatizaban el carácter de crecimiento y representaban la maquinaria de los ascensores y los conductos en la anatomía real del edificio. Había un cambio que iba de la noción de mecanismo a la idea del edificio en altura como un organismo vivo cuyo peso, presión, tensión y resistencia podían experimentarse por empatía de un modo directo y casi físico.

Subir