Print

 CURTIS William. J.“La industrialización y la ciudad. El rascacielos como tipo y símbolo” La arquitectura moderna desde 1900. Edit. Phaidon. Hong Kong, 2006. 3ª edición en español. 1ª edición 1986  


Págs.33-51. "La incierta identidad del rascacielos aludía al problema mismo de la arquitectura moderna, y a la herencia de los dilemas norteamericanos con respecto a los valores relativos de las formas ‘culturales’, ‘vernáculas’ e ‘industriales’. Después de todo, el país era una creación colonial: había importado los estilos europeos desde el comienzo, adaptándolos gradualmente para enfrentarse a las condiciones locales. A principios del siglo XIX, el clasicismo recibió el sello de aprobación para la nueva república por parte de Thomas Jefferson, y más tarde retornó con distintas apariencias. En las décadas siguientes, los Estados Unidos sufrieron algunas de las mismas crisis que Europa, en las que los historicismos griego, romano, gótico y otros adoptaron un acento ligeramente diferente. Fue en los años inmediatamente posteriores a la Guerra Civil cuando unos nuevos aires de integración e identidad nacional influyeron en las artes, resaltando la ‘falsedad’ de las imitaciones importadas. Los escritos de Horatio Greenough-que destacaban el oficio, la elegancia y la economía de los barcos- dieron expresión a un funcionalismo autóctono. Estos antídotos contra el historicismo caprichoso y el materialismo vulgar iban acompañados de otros signos de independencia cultural: en esas democráticas ‘tierras vírgenes’ de los parques urbanos de Frederick Law Olmsted-que invadían la retícula de la ciudad capitalista para hacerla más humana- y en la arquitectura de Henry Hobson Richardson se usaban modelos de la ‘naturaleza’ para civilizar la máquina.


---


MONTANER, Josep María., “La crisis del objeto” en Sistemas arquitectónicos contemporáneos. Gustavo Gili. Barcelona, 2008.


págs.10-25. "La arquitectura moderna rompe y supera este orden cerrado y jerárquico y, al experimentar con nuevos sistemas de relaciones mucho más flexibles, ofrece una libertad que incluye desde la tecnología de la construcción de edificios hasta la conformación de los espacios libres. La paulatina pérdida de peso y masa de la arquitectura tiene que ver con la búsqueda de la relación con el sol, el aire y las vistas, hasta llegar a una arquitectura racionalista, liviana y transparente, de forjados delgados, fachadas de vidrio y carpinterías con finos perfiles metálicos que interactúan con toda la energía del entorno. La libertad de los espacios naturales estaba ya en la propuesta de los sistemas de parques que había elaborado Frederick Law Olmsted en la segunda mitad del siglo XIX. Todo ello tiene que ver con la conciencia de proyectar sistemas capaces de adaptarse mejor al entorno.


... La misma evolución del espacio público había generado la opción por los sistemas como cadena secuencial de espacios libres formando un conjunto unitario, a la manera de sistemas de parques. La idea y puesta en práctica del Park System, o sistema de parques, fue desarrollada por Olmsted en las tres últimas décadas del siglo XIX. Su ejemplo más emblemático es el sistema de parques que proyectó en Boston: el Emerald Necklace (iniciado en 1876), que tiene unos 11 km de longitud. Después de haber realizado con el arquitecto británico Calvert Vaux el Central Park de Nueva York (iniciado en 1850), Frederick Law Olmsted (1822-1903) proyectó diversos espacios públicos en Boston. Tras formar parte de la comisión responsable de los parques a partir de 1875, comenzó por el Black Bay Fens(1879), replanteando unos pantanos existentes, continuó con el Muddy River Valley (1881) como nexo o riverway que enlazaba las reservas de paisaje existentes, y culminó con el gran Franklin Park(1885) proyectado como un parque rural, junto al Arboretum Arnold(1887). Así fue inventando y desarrollando la idea del Park System, basada en la articulación y concatenación de un sistema de parques que unían las preexistencias, aprovechaban pantanos, lagunas y ríos, y creaban dedos verdes o corredores ajardinados y parkways que formaban un parque continuo.Olmsted planteó la idea de un sistema complejo de parques con el objetivo de mejorar la calidad de vida de las metrópolis, al prever el fenómeno de crecimiento incontrolable de unas ciudades que empezaban a depredar todas las reservas de paisaje.De esta manera, Olmsted proponía que las ciudades se organizasen en torno a esta nueva geografía de sistema de parques. Su estudio de paisajismo fue continuado en diversas ciudades norteamericanas por sus descendientes, empezando por John Charles Olsmted, y por su discípulo Charles Eliot (1859-1897), quien amplió la idea con la propuesta del Metropolitan Park System, según el cual se conservaban entornos naturales dentro de las ciudades.


---


 

Up